Paleo adaptada o modificada para deportistas

Hace tiempo que vengo recibiendo email de gente que quiere o empieza a llevar a cabo una dieta Paleolítica, como dice el doctor Villegas, o Paleo dieta y de la noche a la mañana, cambia radicalmente de alimentación, espera obtener mejoras inmediatas y le hace la cruz a alimentos que, como no existían en el paleolítico, piensa están “prohibidos”.
No hay que ser muy avispado para darse de que ya han pasado algunas primaveras y, en el mundo contemporáneo es prácticamente imposible alimentarse igual a como lo hacían nuestros antepasados. Lo mismo ocurre con nuestros hábitos y actividad diaria. Por este motivo os animo a que no os flageléis y tengáis un poco de sentido común.

20130412-075644.jpg
Por esto que comentó de los hábitos y la actividad diaria, así como el duro entrenamiento diario al que los deportistas se someten (hablo en tercera persona porque estoy un poco de capa caída con el entrenamiento) implican sensibles variaciones en la Paleo estricta, ya que en el paleolítico, como podéis imaginar, la actividad física, aunque elevada, era constante, pero a intensidades generalmente bajas (largas caminatas de jornadas completas) y puntualmente intensidades medias o elevadas. Era imposible ver a un primitivo en tapa-rabos haciendo series de 1000 durante 90′ a umbral recuperando 2′, mientras el resto de la tribu lo miraba.
Por esto, que lejos de ser absurdo es una realidad, la paleo debe sufrir una adaptación o modificación con la que tener en cuenta las exigencias a las que el deportista “moderno” (este no es un tipo con barba y gafas de pasta tipo “Capitán” del cómic de Tintín, tan de moda ahora mismo) se somete. Esta adaptación, modificación o excepciones son principalmente en estos momentos determinados del día con respecto a la práctica deportiva:
– Inmediatamente antes.
– Durante.
– Inmediatamente después.
– Después sí el ejercicio ha durado más de 90′
En estos 4 momentos, la paleo debe ser “dejada de lado” y debemos ingerir productos que no tomaríamos fuera de este periodo en una paleo estricta.
Durante, principalmente lo productos que se deben tomar son Geles energéticos, bebidas carbonatadas o azucaradas, Barritas energéticas….. Lo que sí debemos dejar siempre fuera son los cereales, especialmente los que contengan gluten.
Después, deberemos tomar, en esos días de entrenamientos largos y duros:
– Justo después un recuperador con gran cantidad de proteínas y HC de alto indice glucemiso y rápida absorción. (Primeros 30′ tras el ejercicio)
– Durante un tiempo equivalente al que hemos realizado como entrenamiento o ejercicio (si hemos entrenado 2 horas serán los 90′ después de la primera media hora contemplada en el punto anterior) productos con mayor aporte de HC. Por este motivo, os invito a que, este momento lo aprovechéis para tomar aquello que podéis estar echando de menos en la paleo, sin pasarse. Me refiero a algo dulce, tipo FLAN (ya sabes porque lo digo), yoghurt con miel,… (no a arroz, pasta o pizza), algo excepcional con azúcar (insisto, nada de bollería…..).

20130412-074047.jpg
Lo que sí hay que tener en cuenta es que nuestra gestión energética es como una cuenta bancaria, si metes lo que gastas se mantiene estable, pero en el momento que metes más de lo que gastas CRECE. De modo que sí tu cuenta CRECE, ingresa menos o gasta más.
Tb hay que tener en cuenta que la paleo o paleo adaptada o son dietas de adelgazamiento, aunque tb se puede llegar a perder peso, sino que son dietas que pueden mejorar tu salud e incrementar tu rendimiento deportivo.
Hoy el tema no era este, pero se me ha cruzado y ha acabado aquí. Pensaba hablar de estrategias nutricionales que compatibilizan Paleo, Fastting y Competicion, pero lo dejare para después del tri de Arenales113, vaya a ser que a alguien se le crucen los cables, lo quiera aplicar ya y luego me diga que no funciona.

20130412-074421.jpg

A %d blogueros les gusta esto: